Noticias

Coloquio PaDU con Andrés Ollero, magistrado del TC

“En España hay un laicismo asumido”

Andrés Ollero, magistrado del Tribunal Constitucional, mantuvo un coloquio sobre laicidad y laicismo con los colegiales del Colegio Mayor Mendaur

“El problema no está en que el Gobierno sea laicista, sino que en España hay un laicismo asumido”, afirmó Andrés Ollero, magistrado del Tribunal Constitucional, este jueves en el Programa Alumni de Desarrollo Universitario (PADU) que tuvo lugar en el Colegio Mayor Mendaur.

Andrés Ollero, magistrado del Tribunal Constitucional, durante su conferencia

Andrés Ollero, magistrado del Tribunal Constitucional, en Mendaur

El magistrado explicó que el laicismo (rechazo de la religión) no es lo mismo que la laicidad (separación de la sociedad civil de la religiosa), contexto actual del Estado español. En este sentido, Ollero afirmó que la mayoría de personas que profesan una religión en España se han “autoconvencido” de que no deben tener presentes sus creencias en el lugar donde trabajan, asumiendo así una especie de laicismo autoimpuesto. Además, señaló que los creyentes, habitualmente, tienen un déficit de laicidad que les lleva a un “notable clericalismo” en su comportamiento social: “Cuando surge un problema, los creyentes dicen lo que dice el líder religioso, y así es difícil”.

Ollero explicó que el laicismo tiene una concepción de la religión como “algo que es perturbador” y que en una sociedad laicista se cree que si alguien es creyente de una religión, ya no es neutro. Pero el ponente afirmó que, en realidad, ocurre lo contrario, porque “no existe la neutralidad” de los no creyentes: “Es como si uno quisiera poner sal al arroz y otro no, y al final no se le pusiera defendiendo que esto último es una postura neutra”. En este sentido, indicó que el laico es “una persona normal y corriente” que dice o hace las cosas porque “le da la gana” y pidió el mismo respeto para los creyentes que el que se les da a otros no creyentes cuando opinan sobre un tema: “Como creyente no tolero que se limiten a tolerarme, sino que me traten igual que a los demás”.

Con respecto al aborto, Andrés Ollero declaró que “no es un problema religioso, sino civil” y, sin embargo, aseguró que “la mayor parte de los católicos” tiene reparo en manifestarse por la vida “porque consideran que es de derechas”, cuando, en realidad, el derecho a la vida está defendido por el sistema jurídico.

A esta conferencia del magistrado del Tribunal Constitucional acudieron, además de los colegiales del Colegio Mayor Mendaur, alumnos del Centro Educativo Andel, de Alcorcón, que han participado en el Programa Universitario Excellence de la Universidad de Navarra destinado a alumnos de bachillerato.

Deja un comentario